Federico Cendejas Corzo

Pecado venial

Hice el pase de lista en la primera clase, sobre todo con la intención de saber los nombres de mis nuevos alumnos.

Dos corazones y una lágrima

Hoy por la tarde sale mi avión de regreso a la Ciudad de México. Aquí en La Habana el sol aplastante de abril golpea con fuerza las calles y avenidas.

La sirenita en Tinder

Qué imagen tan patética la mía: un treintón solitario llorando en la sala de cine mientras se proyecta una película infantil...